Margarita Clitherow (Español)

Margaret_Clitherow-221x300
Festividad: 25 de marzo
Veneración: 8 de diciembre, 1929
Beatificación: 15 de diciembre, 1929
Canonización: 25 de octubre, 1970


Margarita nació en 1555 en Inglaterra. Ella fue criada como protestante, miembro de la Iglesia de Inglaterra, pero después de su matrimonio con Juan Clitherow, tomó la decisión de convertirse en católica. Fue una decisión valiente, porque Margarita vivió durante el reinado de la reina Isabel I, quien quería librar a Inglaterra de todos los católicos y la práctica de la fe católica.

El esposo de Margarita no se hizo católico, pero apoyó su decisión. Juan incluso pagó las multas impuestas a Margarita por no asistir a los servicios protestantes en su iglesia local. Margarita hizo que se construyeran dos escondites en su casa. Una era una habitación pequeña, lo suficientemente grande como para que varios sacerdotes se escondieran de las autoridades que buscaban arrestar a cualquier miembro del clero. El otro lugar secreto de la casa de Margarita era un pequeño armario. En él guardaba los vasos sagrados, incluyendo un cáliz y una patena, y las vestimentas: todo lo que un sacerdote necesitaría para celebrar la Eucaristía.

Los católicos venían secretamente a la casa de Margarita para las celebraciones de la Misa y para la recepción de los otros sacramentos. Creemos que los tres hijos de Margarita y Juan fueron bautizados allí como bebés. La casa fue cateada a menudo porque las autoridades sospechaban que Margarita estaba violando las leyes impuestas contra los católicos.

Margarita hizo planes para enviar a su hijo mayor a Francia para que pudiera recibir una educación católica. Esto también era un crimen. Alguien reportó a Margarita y fue arrestada en 1586 por albergar sacerdotes. Ella se negó a admitir que había roto las leyes. Margarita fue declarada culpable y sentenciada a muerte a la edad de 30 años.

La gran fe de Margarita fue una inspiración para sus tres hijos. Su hija, Ana, se hizo monja y sus dos hijos, Henry y Guillermo, ambos se hicieron sacerdotes.

En 1970, el Papa Pablo VI canonizó a Santa Margarita por su valor y su fe. A veces se la conoce como la "Perla de York".

Podemos mostrar nuestro respeto por ella agradeciendo a Dios que somos libres para vivir abiertamente como católicos. También podemos orar por cualquier persona que sea perseguida por su creencia en Jesús y la Iglesia.

Conexión con Bendecidos®
Grado 5, Unidad 2

SHARE THIS:

RELATED