Domingo de Guzmán (Español)



Dominic-240x300
Fiesta: 8 de agosto
Canonizado 23 de julio, 1234

Desde el comienzo de la Iglesia, algunos han predicado falsas creencias. La Iglesia llama a estas personas herejes y le llama herejías a sus creencias.

Cierta herejía fue extendida por el sur de Francia en el siglo 13. La herejía albigense, decía que toda materia es el mala. El cuerpo humano es materia. Por lo tanto, ellos enseñaron que el cuerpo humano es malo. Y si el cuerpo humano es malo, entonces Jesús no era humano.

Un hombre salió a predicar la buena nueva de que Jesús era humano y divino. Ese hombre era Domingo.

Domingo nació en 1170 en Castilla, España. Se dijo que en su bautismo, el sacerdote vio una luz en forma de estrella en la frente del bebé. A veces se ve una estrella en las obras de arte sobre Santo Domingo.  Él es el santo patrón de los astrónomos.

Cuando creció, estudió y se hizo sacerdote. Él utilizó lo que aprendió para luchar contra la herejía albigense. Domingo escuchó de esta herejía cuando viajó a Francia. Quería que los albigenses supieran que sus cuerpos eran buenos y santos. Él quería que ellos recordasen que fueron creados a imagen de Dios. Así Domingo comenzó a predicar la buena nueva.

Pronto un grupo de hombres se reunió en torno a él. Ellos también querían orar y estudiar y luego predicar. Domingo los formó en la Orden de Predicadores. Este grupo de hombres llegó a ser conocido como los dominicos. Por casi 200 años los dominicos predicaron contra la herejía albigense. Finalmente, se extinguió. ¿Por qué? Debido a que los dominicos ayudaron a la gente a aceptar la bondad de la creación de Dios.

Domingo murió en 1221, a la edad de 51 años, y fue canonizado en 1234. Sus dominicos todavía siguen orando y estudiando y predicando hoy.

Conexión con Sean mis discípulos®
Grado 6, capítulo 12 

Comments are closed.